Rica-Rica, planta ancestral que conquista paladares

La flora que da vida al desierto de Atacama suele ser muy particular y entre ella encontramos la Rica-Rica. Es un pequeño arbusto que crece entre los 2.300 y 4.200 metros sobre el nivel del mar y que no se encuentra en otra zona del mundo, salvo en el norte chileno.

Desde tiempos ancestrales esta planta se considera como milagrosa por el pueblo Atacameño, debido a sus múltiples propiedades medicinales. Una de las formas típicas de consumirla es preparar infusiones, pues de sus pequeñas hojas emerge un intenso aroma frutal con notas cítricas. Ello la convierten en un ingrediente de primer nivel dentro de la cocina y la coctelería. 

Actualmente, las hojas de Rica- Rica están presentes en chocolates, helados y postres, aunque también se utiliza para sazonar pollo, cordero, cerdo y diferentes ensaladas. Dentro de la coctelería destaca su uso en licores alimonados, como el pisco sour, donde su intenso aroma cítrico potencia el sabor de la bebida y le entrega un toque único en el mundo. 

Por ejemplo, el hotel Nayara Alto Atacama cuenta con un Pisco Sour de Rica-Rica en su carta, el cual se produce sobre la base de las hojas de este arbusto. Ellas son recolectadas por habitantes originarios de San Pedro de Atacama en una alianza que busca apoyar el comercio local de la zona.

Así mismo, el restaurante Ckelar del mismo hotel también incluye en su carta algunas preparaciones con Rica-Rica. Allí aparece la Creme Brulee de Rica-Rica con madeleine de miel y chocolate, y el clásico Strudel de manzana con notas a Rica-Rica. También está el helado de Rica-Rica.

Mariano Salaberry, chef ejecutivo de Ckelar, cuenta acerca de estas preparaciones. “Elegimos utilizar la Rica-Rica en la cocina de Nayara Alto Atacama por ser un producto local y muy tradicional de nuestro norte. Me trae recuerdos a la mezcla de lavanda, romero silvestre, hierbabuena, notas de limón kaffir y boldo. Al ser una planta muy aromática, es un producto que se puede utilizar en infinidad de preparaciones. La mejor manera de aprovechar sus aceites y aroma es a través de la técnica de infusión y es así como la integramos a nuestros platos hoy en día”.

Comparte esto:
error: Este contenido está protegido
A %d blogueros les gusta esto: