Prepara sándwiches con productos de cerdo español

Disfrutar de los sándwiches es un placer que seduce a cualquiera, más aún si están preparados con cerdo español. Este producto se ha convertido con el paso del tiempo en un ingrediente infaltable a la hora de su elaboración. Pero ¿cuáles son las mejores combinaciones?

Desde la Organización Interprofesional Agroalimentaria del Porcino de Capa Blanca de España (Interporc) explican que el jamón serrano es un gran complemento. Su tradición y sabor puede convertir hasta la preparación más sencilla en un acierto, potenciando el resto de los ingredientes. Además, es una buena fuente de proteínas que ayuda a mantener una dieta equilibrada.

Como es sabido, una parte fundamental de un sándwich es el pan. Los más recomendados para degustar estas preparaciones son un mini baguette o una ciabatta. Cuando están frescos cuentan con una buena hidratación, lo que contrasta con una corteza crocante para un mayor deleite.

Como tip, para poder disfrutar mejor en cualquier formato, expertos de Interporc recomiendan usar los productos elaborados en pequeños trozos. Esto debido a que es difícil de cortar con los dientes y, al morder, se desarma el sándwich. “Al cortar del tamaño de una lengua, pero en lonchas finas, no es necesario hacer fuerza para cortar el jamón y no se desarma. El jamón prácticamente se puede ‘derretir’ en la boca”, explican.

Un clásico siempre recomendable es la preparación de huevos con jamón serrano. Si bien se puede comer en formato sándwich, también se sugiere usar el pan para untar sobre el huevo comiendo “por separado”. De esta forma se sienten ambos sabores, del huevo y del jamón, de manera intensa.

Una opción alternativa es el sándwich de jamón serrano con tomate, y albahaca. Es una buena mezcla que combina la frescura del tomate con el gran sabor del jamón serrano, siendo dos elementos que conviven de buena manera. Lo positivo es que una preparación de estas características es rápida, ya que no tomará más de 10 minutos.

Otro que también sobresale por su simpleza es el de fuet, queso camembert y unas hojas de albahaca. Es un sándwich muy atractivo que se puede comer en cualquier momento del día, donde destaca la mezcla de los tres sabores,  los cuales se potencian de buena manera. Esta preparación se puede disfrutar tanto en frío, como levemente tostado y con el queso “fundido” (derretido).

Por último, una buena opción es hacer un sándwich con chorizo, tomate deshidratado y queso manchego. Esta preparación toma ventaja si se desea un alimento más cálido, ya que se debe servir prensado o al horno.

Con estas deliciosas recetas de sándwiches preparados con productos de cerdo español, sin duda tus comensales quedarán más que satisfechos.

Comparte esto:
A %d blogueros les gusta esto: