Kross K15 regresa en gloria y majestad

Luego de su lanzamiento en noviembre del 2018, la K15 -la cerveza experimental conmemorativa de los 15 años de Kross-, vuelve en gloria y majestad. Esta galardonada cerveza estilo ale fuerte de color dorado claro, se inspira en los aromas y sabores de cervezas icónicas de Bélgica.

Sin embargo, una de sus características es que es elaborada exclusivamente con auténticos ingredientes chilenos. Entre ellos están maltas de cebada y trigo, avena del sur del país y lúpulos del Lago Ranco. También levadura nativa proveniente de la región de la Araucanía y mosto de uva pisquera.

Luego de varios meses de trabajo para su regreso, se elaboraron 10.000 litros de cerveza. La nueva producción mantiene las características de la preparación original, con el característico aroma a piña, manzana y un toque de especies. Su carbonatación alta, espuma cremosa y leve acidez final la hacen muy refrescante, a pesar de sus 8,6° de alcohol, que no se sienten.

“Hemos relanzado este producto pensando en nuestro fans, quienes día a día nos preguntan cuándo elaboraríamos una segunda partida de K15. El gran éxito que tuvo la primera ronda, no permitió que todos alcanzaran a disfrutarla”. Así lo comenta José Tomás Infante, co-fundador de Kross.

Cabe recordar que la primera presentación de la K15 fue en el 2018 en la Copa Cervezas de América. Allí obtuvo el primer lugar como la “Mejor Cerveza Chilena” y fue ganadora de la categoría de “Cervezas Experimentales”. Siguiendo la misma tendencia, hoy vuelve a subirse a un podio, al obtener la medalla de bronce en el concurso internacional “Aro Rojo”. Este evento se realizó en México, donde la K15 obtuvo el tercer lugar en su categoría.

“La K15 es una cerveza muy especial para nosotros. En ella están reflejados los 15 años de nuestro trabajo. Siempre tuvimos este espíritu pionero, siempre estamos impulsando la innovación, y Kross 15 es un fiel reflejo de nuestra ADN. Es la primera cerveza comercial elaborada 100% con ingredientes locales, la primera que usa una levadura autóctona chilena y la primera incorporando mosto de uva pisquera. Es un intento de dar identidad propia a la cerveza chilena y realzar las características de nuestro “terroir”, señala Asbjorn Gerlach, co fundador y maestro cervecero de Kross.

Sin duda, este relanzamiento de la K15 viene a satisfacer a todos aquellos fans que han esperado pacientemente volver a disfrutar de esta experimental. Ella estará disponible en sus diferentes puntos de ventas, tanto en formato shop como en botella de 750 cc.

Hay más información sobre la Kross K15, con opción de compra en línea, en el siguiente vínculo.

Comparte esto:
A %d blogueros les gusta esto: