Bajo consumo de cereales y granos enteros

Se dieron a conocer los resultados de la investigación “Ingesta de granos totales y granos enteros en Latinoamérica” que realizó el Estudio Latinoamericano de Salud y Nutrición, apoyado por Nestlé. Este estudio evidenció que el consumo de cereales integrales y de grano entero en América Latina es extremadamente bajo.

Los chilenos consumen alrededor de 11,8 gramos al día de alimentos con algún contenido de grano entero (en base húmeda). Las recomendaciones internacionales hablan de un consumo diario de al menos 100-125 gramos por día, con lo cual hay una brecha de 90% por debajo de la recomendación.

La información fue entregada por Nelly Bustos, doctorada y académica en Nutrición y Alimentos del INTA; y Guadalupe Echeverría, investigadora del Centro de Nutrición Molecular y Enfermedades Crónica de la Escuela de Medicina UC. Ambas coincidieron en la importancia de ingerir alimentos nutritivos en la primera comida del día, entre los que destacaron los cereales de granos enteros. Su núcleo es rico en nutrientes, posee una buena fuente de fibra y entrega la sensación de saciedad. Asimismo, expusieron evidencia que indica que un consumo suficiente de cereales de grano entero muestra un menor riesgo de enfermedades crónicas.

Las dos profesionales fueron expositoras en la cuarta edición Sochinut 2021, evento organizado por Cereales Nestlé y la Sociedad Chilena de Nutrición (Sochinut).

Fondo científico Sochinut-Henri Nestlé

Para impulsar y difundir el conocimiento médico y científico sobre alimentación local, desde hace 15 años existe el fondo de desarrollo científico Sochinut-Henri Nestlé. Se trata de un premio que busca potenciar a los profesionales del área de salud y nutrición con fondos para poder potenciar sus propuestas que buscan mejorar la nutrición de todos los chilenos.

Este 2021 fueron tres las nutricionistas que se adjudicaron un fondo de $3.000.000 cada una. Una es Cynthia Barrera, con su proyecto “Efecto de la obesidad sobre la concentración de vitaminas liposolubles y ácidos grasos en leche materna”. Otra es Daniela Moya, con “Efecto antinflamatorio physalis peruviana linnaeus en un modelo in vitro”. Y Reyna Peñailillo, con “Determinación de biomarcadores de estrés materno en la leche materna durante la pandemia COVID-19”. Las tres iniciativas fueron seleccionadas sobre la base de la metodología e importancia con respecto a la nutrición y alimentación.

“En este nuevo contexto la palabra innovación adquiere una nueva dimensión. Uno de los grandes pilares de Nestlé en sus 150 años de trayectoria ha sido la innovación arraigada en principios científicos impulsado el poder de los alimentos para mejorar la calidad de vida y contribuir a un futuro más saludable para miles de chilenos”. Así lo comentó Bárbara Brauchle, gerente de nutrición, salud y bienestar de Nestlé Chile.

Comparte esto:
error: Este contenido está protegido
A %d blogueros les gusta esto: